El pádel, un deporte de moda que no está exento de riesgos

El pádel, está de moda, y cada vez son más las personas que lo practican, y de hecho, es uno de los deportes favoritos de los españoles y españolas. Las cifras no mienten, y en los últimos años, el número de licencias federativas no ha parado de crecer. Y es que el pádel, es un deporte accesible a casi todo el mundo, no es necesario contar con una gran capacidad física, y hoy, despierta el interés de la inmensa mayoría de la población, que lo practica por diversión, por socializar, por mantenerse en forma, y también de manera profesional.

Pero a pesar de ser un deporte, que en principio, podría parecer poco arriesgado, también presenta sus peligros, y es común, que las personas que juegan al pádel, sufran algún tipo de lesión, debido a causas externas, o bien, por una predisposición del individuo en cuestión. Y es que el pádel, es el 6º deporte con mayor número de personas lesionadas, y el 2º en tiempo de rehabilitación.  Los movimientos realizados al practicar pádel, pueden repercutir negativamente en los pies, sobre todo en las articulaciones de los tobillos.

Veamos, a continuación, cuáles son los principales factores de riesgo.

Causas intrínsecas:

  • Características físicas y mentales de la persona
  • La edad
  • Mal estado físico
  • Falta de concentración
  • Lesiones pasadas
  • Mala alimentación
  • Fatiga, estrés o ansiedad
  • Exceso de entreno o déficit del mismo
  • Falta de calentamiento
  • Desinterés
  • Conductas arriesgadas

Causas extrínsecas:

  • Condiciones medioambientales desfavorables
  • Intensidad del juego
  • Equipamiento inadecuado o defectuoso
  • Condiciones y tipo del pavimento

El pavimento en mal estado, está detrás de muchos de muchas de las lesiones sufridas jugando al pádel, ya que algunos no cumplen con las medidas necesarias de seguridad. Esto no ocurre en Niberma, especialistas en el diseño, construcción e instalación de pistas de pádel adaptadas a las necesidades de cada cliente. En sus más de 20 años de experiencia, ha instalado más de 700 pistas en todo el mundo, y todas cumplen con las directrices de la federación española de pádel y la federación internacional de pádel.

Las lesiones más comunes en el pádel

Los esguinces de tobillo, las rupturas de fibras de los gémelos y las fascitis plantares, son los tipos de lesiones más comunes entre las personas que juegan a este deporte, siendo más frecuentes entre los y las principiantes. Según las encuestas realizadas, más de la mitad de los deportistas de pádel, han sufrido alguna vez una lesión. Las lesiones más habituales son las siguientes.

  1. Esguince de tobillo. Se distinguen 3 grados en función de las estructuras dañadas: 1,2 y 3, que se corresponden con la lesión del ligamento peroneo anterior, el calcáreo y el posterior. El ligamento interno, es el que más sufre.
  2. Rotura de gemelo interno. Puede ser provocada por un movimiento violento, que a su vez, produce la rotura parcial o total del gemelo.
  3. Lesiones ligamentosas de rodillas. Puede ser total o parcial, por lo que es de vital importancia un diagnóstico a tiempo. Para prevenir este tipo de fracturas, es fundamental practicar ejercicio de manera habitual, y calentar siempre bien antes de jugar al pádel.
  4. La espalda y la zona lumbar, se mueven constantemente cuando se juega al pádel, tensándose y flexionándose sin parar, rotando y estirándose, lo que puede provocar daños en los músculos de la zona. Practicar pilates puede ser la solución para equilibrar el cuerpo y evitar este tipo de lesiones. Y así nos lo confirman en el centro de Pilates y entrenamiento personal en el CC el Zoco de Majadahonda, donde cuentan con el mejor equipo de entrenadores personales, para ayudar al deportista a mejorar su condición física, rentabilizando el tiempo al máximo, de forma segura y de la mano de especialistas, que crean planes de ejercicios totalmente personalizado de actividades físicas y nutrición.
  5. Inflamación de los tendones del hombro, debido al movimiento continuo del mismo.
  6. Los continuos movimientos del codo, la falta de técnica, un agarre inadecuado o el mal uso del equipo, son las principales causas de la inflamación del codo.
  7. Codo de tenista. Una lesión muy común que afecta a la parte interna del codo.
  8. Fractura de escafoides. Un pequeño hueso de la muñeca que soporte una gran cantidad de microfracturas.
  9. Fascitis plantar. Inflamación de la facsia, localizada en la planta del pie.