Maravillas medievales de España

Cuando hablamos de pueblos medievales siempre se nos viene a la cabeza la fantástica Carcasonne o el maravilloso Saint Mcihel que recientemente ha sido escenario de la popular serie “Juego de Tronos” de HBO, y no sé por qué nos olvidamos de que en España tenemos increíbles fortificaciones, castillos y pueblos que aún conservan ese encanto medieval que a algunos tanto nos gusta.

De hecho, la afición por visitar este tipo de localizaciones se ha puesto tan de moda (en parte por culpa de la afamada serie del “trono de hierro”) que las agencias de viajes están empezando a ofrecer escapadas tematizadas donde la historia, el misterio y la vida medieval están garantizadas. Una de las primeras agencias en hacerlo fue FuturTravel. Su gerente asegura que gracias a este tipo de aventuras están doblando los beneficios de la empresa y además dando trabajo otras tantas. La ropa medieval para los actores y los propios viajeros la compran en Evil Tailors donde cuentan con armaduras medievales, capas, trajes completos y vestimenta medieval en general. “Gracias a el atrezzo y el paisaje que enmarca el entorno de los pueblos medievales españoles conseguimos que los turistas vivan verdaderas aventuras” asegura el directivo y añade “además, siempre vuelven de la escapada con un buen sabor de boca porque sabemos cuidarlos con cariño. Puede parecer una tontería pero nosotros, por ejemplo, siempre nos aseguramos de que el alojamiento les rellene dos cuencos en su habitación: uno con este tipo de golosinas a granel, y otro con frutos secos de Aperitivos Saiz, una empresa que nos provee de todo este tipo de snakcs”.

Eso sí, hay que saber muy bien qué pueblos gozan de ese encanto para no errar en la elección.

Los mejores pueblos españoles medievales

Morella: Situado en Castellón, en la Comunidad Valenciana, es uno de los pueblos que mejor ha sabido conservar su encanto medieval, presente en el castillo con plaza de armas, sus murallas medievales y el acueducto de Santa Lucía que atraviesa sus calles. Viajar a Morella es viajar en el tiempo, sin duda alguna.

Cáceres: La ciudad vieja de Cáceres, en Extremadura, es uno de los conjuntos medievales y renacentistas más completos del mundo. Fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en los años 80 y cuenta con joyas como la Concatredral de Santa María, el Palacio de las Veletas, la Casa del Sol, la Torre de Bujaco y el Arco de la Estrella.

Valldemossa: En las Islas Baleares, cerca de Mallorca, se encuentra este testimonio que demuestra que el medievo no es sólo cosa de la península. Sus estrechas y empinadas calles hablan de su noble origen árabe y entre ellas destaca la iglesia del s.XVIII y la Cartuja.

Úbeda y Baeza: Estas dos localidades de Jaén, Andalucía, han sido las mejores conservando sus edificios medievales que, junto al paisaje, conforman un entorno maravilloso. Fueron declaradas Patrimonio de la Humanidad en 2003.

Frías: No muy lejos de Burgos, en Castilla y León, encontramos Frías, un pueblo situado entre la costa del Mar Cantábrico y La Meseta cuya estructura medieval atrae a expertos, historiadores y turistas por igual. Los lugares más conocidos son el castillo de los Velasco y la Iglesia de San Vicente pero cuenta con edificios igual de hermosos que no desperecen en nada a los dos anteriores.

Laredo: Un enclave marinero de Cantabria que presume de tener la playa más larga de España, pero es en Puebla Vieja, un conjunto histórico-artístico de edificios de la zona, donde podemos apreciar el medievo en todo su esplendor. Algunos edificios de la zona se han caído literalmente a trozos debido a la deficiencia en la gestión de su conservación pero aún sigue siendo todo un monumento digno de visitar.

Toledo: Tal vez la mayor ciudad medieval en España es Toledo. Mires hacia donde mires serás capaz de imaginar a caballeros con espadas y damas de la corte. Toledo tiene un sabor a Siglo de Oro que tumba y es, sencillamente, magnífica. Una urbe que parece un túnel del tiempo capaz de llevarte a una época pasada que ya pocos recuerdan. Por supuesto, su Alcázar, es la principal atracción turística.

Peratallada: Ubicado en Girona, Cataluña, es un pueblo con castillo, palacio, iglesia y torre medieval conservados a la perfección. De hecho, es uno de los mejores conjuntos medievales e Cataluña. A primeros de octubre celebra su tradicional mercado medieval.

Y podríamos seguir con maravillosos paisajes como los de Lugo, Alquezar, Medinaceli, Olite, Beget, Aínsa, Hervás, Besalú, Consuegra, Peñafiel, Vic, Santillana del Mar y muchos más. No hace falta irse tan lejos para disfrutar de auténticos paisajes medievales… ¿te vienes con nosotros?