A desconectar a Córdoba

¿Sabéis cuando estáis completamente saturados y no entendéis muy bien el motivo? Es un sentimiento un tanto extraño porque en lo único que piensas es que no te pasa nada y te pasa de todo. Últimamente me hablan y muerdo. Mi pareja, cada vez que me ve así, se aleja, huye de mí, porque sabe que como se acerque un poco más de lo estrictamente necesario se llevará un bufido importante y por mucho que yo intente justificarme, no es normal.

El caso es que yo misma estoy notando que la situación no se puede llevar por mucho tiempo y es que creo que estar tantas horas en la oficina me está afectando demasiado. No veo prácticamente la luz del sol y eso influye en mi estado anímico y, aunque adoro mi trabajo, creo que necesito aire libre durante un tiempo y desconectar. El caso es que por el bien de mi salud y de mi familia he pedido mis vacaciones, este año, un poco anticipadas a lo que estamos acostumbrados pero me las han concedido y estamos preparando un viaje a Córdoba de una semanita del 14 al 21 de marzo. Como luego viene la semana santa, empalmaré esos días libres también y así descansaré más.

shutterstock_276952139reducida

Obviamente hay ciertos lugares a los que hay que ir sí o sí, no puedes ir a Córdoba y no ver la Mezquita por ejemplo. Es como si fueses a París y no te acercaras a ver la Torre Eiffel o el Louvre. Pero también hay otros lugares menos conocidos (en todas las ciudades los hay) donde el turismo no es tan agobiante y se puede disfrutar tanto o más que en los monumentos más famosos. Por ejemplo ¿Conocéis estos patios en Córdoba? Yo jamás había escuchado hablar de ellos pero por Internet he leído que son preciosos. Pertenecen al Palacio de Viana y con la entrada para ver el palacio puedes acceder a los patios así que sale bastante bien de precio en comparación con otras cosas.

INVESTIGAD UN POCO

Un consejo que os doy es que investiguéis pro los foros y que preguntéis a personas que ya hayan estado allí. En la web de turismo de Córdoba también podéis encontrar muchísimas cosas a las que no estamos acostumbraros porque los ayuntamientos cada día se esfuerzan más en dar a  conocer su ciudad, pero aun así siempre se encuentran más rincones mágicos que conocer a través de foros de viajeros y posts en blogs de personas que ya han estado en esos lugares y que quieren compartir con los lectores todo lo que han averiguado: trucos, consejos y cosas así.

Tampoco descarto coger el coche un día y echarme a la carretera en busca de pueblecitos cercanos mágicos, de paisajes sureños, o incluso acercarme a otras ciudades porque me han dicho que Sevilla está a hora y media escasa así que lo mismo organizo una excursión de un día para ver La Giralda y la Plaza de España, que ya sólo de verla en fotografía consigue que se me ponen los pelos de punta.

De todos modos ya os contaré yo rincones mágicos de Córdoba cuando los vea y aconsejaré un poco por si decidís visitar la ciudad mozárabe por excelencia.